Memoria Historikoa

Joxe Iraurgi

Es un concepto historiográfico de desarrollo relativamente reciente, que puede atribuirse en su formulación más común a Pierre Nora y que viene a designar el esfuerzo consciente de los grupos humanos por entroncar con su pasado, sea éste real o imaginado, valorándolo y tratándolo con especial respeto.

En las últimas décadas han adquirido importancia los movimientos de reconstrucción de la memoria histórica de grupos sociales afectados por los procesos de invisibilización como las mujeres, los afroamericanos, los indígenas, las culturas colonizadas, los trabajadores, los perseguidos políticos, etc.

La reconstrucción de la memoria afectada por los procesos de invisibilización no constituye un mero esfuerzo de investigación, sino que también y fundamentalmente requiere un activismo social orientado a desmitificar estereotipos y verdades dadas, profundamente arraigadas en la cultura dominante. Esta es la clave del porqué no se aborda definitivamente el problema mal llamado vasco, pues mal intencionadamente se oculta o enmascara la verdadera realidad que es el problema “Estatal navarro”, este no es algo que parte de hace cién o cincuenta años como nos quiere hacer creer los conquistadores y sus colaboracionistas autóctonos

La memoria histórica la debemos situar en las conquistas y genocidios perpetrados por el imperialismo franco-español-vaticanista  siendo este último el principal ideólogo y responsable, por ser el autor imtelectual de toda la barbarie sufrida por nuestra sociedad, y que en la actualidad sigue siendo el mismo soporte y sostén de la gran impostura imperial más silibina que nunca fomentando la colonización, alienación y el negacionismo.

Es fundamental para abrir los cauces lógicos en el camino de la descolonización  recordar la cronologia de las conquistas y genocidios en el devenir histórico de nuestro pueblo, es cruel pero real, nunca mejor dicho, la realidad supera a la ficción con creces, conviene recordarlo permanentemente.

Cronologia de la conquista y genocidio de la sociedad del “ESTADO NAVARRO” por parte del imperialismo franco-español-vaticanista.

1054: Transmiera

1060: Bureba, definitiva en 1173

1134. Rioja, definitiva en 1179

1136: Apropiación de Aragón por parte del conde de Barcelona.

1173-1200: Bizkaia, Gipuzkoa y Araba

1453: Gascuña en poder de Francia

1463: Sonsierra y los Arcos

1512: Alta Nabarra

1620: Baja Nabarra y Bearne

1659: Se fijó la actual frontera franco-española con el tratado de los pirineos con el reparto del “ESTADO NAVARRO”, acuerdo firmado en la isla de los Faisanes que está sobre el rio Bidasoa, isla que desde entonces pertenece durante  6 meses a España y otros 6 a Francia, esta anormalidad única en todo el mundo igual que lo es el “ESTADO NAVARRO” en la actualidad, una colonia española y francesa

1841: Gran pérdida de los Fueros y Navarra queda como simple provincia.

1876: Pérdida definitiva de trodo rastro Foral a excepción del Convenio y Concierto económicos.

Esta es la memoria histórica que los conquistadores nos hurtan y esconden y que los conquistados desconocen o pasan de ella. Dentro del contexto de la memoria histórica también está, que el llamado “patriotismo vasco” tome conciencia de que ya no solo vale el pedir competencias y derechos básicos dentro de las instituciones impuestas, además con mucho más legitimidad se impone la reivindicación de la recuperación de nuestro “ESTADO NAVARRO”, única solución  para aplicar los derechos y libertades que su sociedad se lo merece.